Fijaciones mecánicas, el soporte de la ingeniería



Fijaciones mecánicas

Lo más importante de una gran obra de infraestructura es su seguridad y en ese punto las fijaciones mecánicas tienen un rol fundamental. Estos implementos, que se distribuyen entre pernos y algunos tipos de tornillos, tienen el deber de unir dos partes diferentes y garantizar que, bajo ninguna circunstancia, estas se separen.  

Si bien son piezas similares, los pernos y tornillos tienen unas diferencias muy sutiles y diversas funcionalidades. En este artículo te explicaremos sus usos y sus aplicaciones en la industria. 

Fijaciones permanentes y removibles

Existen dos tipos de fijaciones mecánicas: unas permanentes, como los remaches y las soldaduras, que no permiten que las dos partes fijadas se despeguen fácilmente, y otras removibles, que se hacen con pernos y tornillos, que permiten retirar la fijación siempre que lo necesites, siempre y cuando utilices los materiales adecuados. 

Ahora bien, ¿cuál es la diferencia específica entre un perno y un tornillo? Es, básicamente, que el perno pasa a través de un orificio y hace contacto con una tuerca al otro lado que es la que lo ensambla. Sin rosca, el perno no funciona. Además, estos tienen cabezas de diferentes formas, por lo que necesitan una llave para ser manipulados.  

La diferencia más notoria entre perno y tornillo es que este último no necesita de una tuerca para ser ensamblado, ya que suele utilizarse en componentes que tienen su propia rosca interna. También tiene una cabeza característica con una cavidad en línea recta o en forma de cruz, por lo que se necesita de un destornillador para manipularlos.  

Lee más: Tipos de cabeza de tornillos: Conoce las más utilizadas 

Los tipos de tornillos y pernos  

No hay un solo tipo de tornillos ni de pernos. Estos abundan y dependen, sobre todo, de sus aplicaciones en la industria. Para eso, tras unos estudios de distintos organismos, se definieron unos estándares para cada uno de los materiales con los que se fabrican los pernos, entre los que se encuentran el ISO, de la Organización Internacional de Normalización, medido en milímetros, y el SAE, de la Sociedad de Ingenieros de Automoción, medido en pulgadas. Estas dos normas corresponden a resistencias mecánicas. Para las características dimensionales están las normas ANSI/ASME y la DIN. 

Lee más: Lo que debes conocer sobre los tipos de pernos norma SAE.

Para realizar unas fijaciones mecánicas adecuadas es necesario tener en cuenta el grado de resistencia de los pernos y tornillos. Eso varía según el uso y la tensión que se le tenga que aplicar a la pieza a unir.  

Las normas SAE expresan esa referencia a la tensión como “grado” y la miden por libras por pulgada cuadrada (PSI), mientras que la norma ISO la denomina “clase” y la expresa por Newtons por milímetro cuadrado (N/mm2) 

Ya conoces sobre las fijaciones mecánicas y sus variaciones en la industria. Ahora es tu turno de aplicarlas en tu sector y compartir en Inndustrial tu experiencia con su uso. Regístrate y comparte con los más de 15 mil profesionales y empresas contenido de valor y haz visible tu perfil para tejer más oportunidades de negocio.  

*Con información de http://todoferreteria.com.mx/pernos-y-tornillos-diferencias-importantes/ 

Artículos Relacionados

Translate »